valor absoluto

Nuestras ciudades se están llenando de puestos ambulantes de sectas religiosas haciendo proselitismo de sus valores e intentando ganar nuevos adeptos. No me parece mal, allá cada cual con su historia. Pero yo me pregunto cuántos de esos sonrientes y bienintencionados ministros de la fe han meditado realmente sobre lo que están defendiendo. Por supuesto, el 99% de ellos sólo busca en la religión un consuelo vital y un débil colchón filosófico que les ayude en su día a día más inmediato, sin atreverse a pasar de ahí. ¿Pero cuántos de ellos se han parado aunque sólo sea por un momento a pensar en la idea de Dios (y en su peligrosidad) a un nivel un poco más profundo? “La angustia de la condición humana adquiere una amplitud vertiginosa”, como diría Juan Cirlot. Y la alternativa a todos esos paquetes morales prefabricados que ellos venden parece, a priori, más atractiva: un universo sin Dios, sin valores absolutos, garantizaría nuestra autonomía y nuestra independencia como especie para crear nuestros propios sistemas filosóficos, “exentos de leyes externas impuestas por un Dios inclemente”, que diría Lovecraft. Pero esa sensación de libertad absoluta, me temo, es demasiado terrorífica para todas esas personas que necesitan, en su día a día, que un poder superior los aborregue y les diga cómo pensar, cómo sentir, y cómo comportarse para ser felices.
Anuncios
de lordofthemetaverso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s